BLOG

Por RIUDOMS DENTAL

5 consejos para cuidar tu sonrisa durante tus vacaciones

Llega el verano y las vacaciones. Los horarios se vuelves locos. Comidas a deshoras. Largos viajes, vuelos. Y muchas comidas fuera de casa.

¿Qué podemos hacer para no descuidar nuestra salud dental?

 

1. Intenta hacer una visita de seguimiento al dentista antes de irte

Recomendamos que visites a tu dentista regularmente cada 6 meses. Especialmente si notas que algo que no está del todo bien.

Imagina que tienes una infección durante tu viaje o que tienes algún problema con tu dentadura u ortodoncia. Un únicamente puedes tener malestar sino que estarás a merced de encontrar un dentista de confianza donde te encuentres en ese momento.

2. Controla los excesos alimentarios

En verano multiplicamos el consumo de bebidas y comidas que no hacemos normalmente. A quien no le apetece un helado, un batido, zumo o una bebida refrescante a deshoras. Intenta comer comida que no contenga mucho azúcar.

Si te das un homenaje, recuerda si puedes cepillarte los dientes durante los próximos 30 minutos, aunque sea solo con agua, reducirás la probabilidad de aparición de placa bacteriana o manchas en tu dentadura.

Una propuesta es que lleves snacks saludables y así no sentirte tentado a tomar algo que no podría no ser bueno para tus dientes.

3. Cuida tu cepillo

Usa un cepillo dental limpio y un porta cepillo ventilado. Que tu cepillo dental este seco reduce la creación de bacterias.

 

4. Hazte con un kit dental de viaje

Planifica para llevarte un kit de viaje con los esenciales, cepillo dental, dentífrico de viaje, hilo dental… Casi todo viene en un tamaño de viaje hasta existen cepillos de dientes desechables que son una buena opción para tu traslado.

5. Chicles sin azucar y con Zylitol

Si todo lo anterior falla. Siempre puedes usar un chicle sin azúcar y con xilitol después de comer.

Los chicles ayudan a neutralizar los ácidos, minimizando el crecimiento de bacterias causantes de caries. También aumenta el flujo de saliva para eliminar los residuos adicionales, lo que mantiene su boca más limpia y fresca.

Además si lo en un avión te ayudará a combatir los cambios de presión.

6. Mantén tus rutinas

Asegúrate de mantener al día tu rutina dental habitual. Si se toma unas vacaciones con buenos hábitos de cuidado bucal, es posible que no las recoja después de regresar a casa. El cepillado y el uso del hilo dental también pueden ser una excelente manera para que la familia se reúna al final del día y cree un plan para el próximo día de vacaciones.

7. Be water my friend

Recuerda que la saliva protege tus dientes, y tu cuerpo está formado un 60% por agua. El esmalte dañado puede provocar varios problemas con su sonrisa, que incluyen caries, sensibilidad dental y decoloración de los dientes.

Bebe agua. Es fácil deshidratarte en verano y es una de las peores cosas que puedes hacer por tus dientes. Y aunque hay otras bebidas comercializadas para “hidratarte”, el agua siempre es la mejor opción.

La altitud afecta a la deshidratación así que consume agua regularmente en tus desplazamientos y evita la boca seca.

8. Cuidado con la limpieza

Siempre recuerde lavarte bien las manos antes de tocar tu cepillo de dientes o usar hilo dental. Y si el agua local no es segura para beber, eso significa que tampoco es seguro para el cuidado oral. Use agua embotellada o hervida en su lugar.

9. Emergencias

Consulta tu hotel o algún contacto local para encontrar un centro dental donde te puedan atender de urgencia.

A la vuelta, aunque parezca que el problema se solución recomendamos visites tu dentista local de confianza para asegurar que la practica realizada mantenga un estándar de calidad y no tenga peligro de causar problemas al resto de la boca.

¡Esperamos que tengáis tengan un gran verano lleno de diversión y sonrisas saludables!